¿Es, realmente, obligatorio cumplir con la LOPD?

Cumplir con la LOPD es obligatorio.Pues sí, esta ley es de obligado cumplimiento para TODAS las personas físicas o jurídicas que posean datos de carácter personal de personas físicas.

Todos los autónomos y cualquier empresa están obligados a cumplir con la Ley Orgánica de Protección de Datos, más conocida como LOPD, porque todos tienen algún tipo de base de datos de sus clientes, proveedores y empleados.

¿Que son los datos de carácter personal?

Cualquier información referida a personas físicas (no jurídicas) identificadas o identificables: Nombre y apellidos, dirección, teléfono, DNI, número de la seguridad social, fotografías, firmas, correos electrónicos, datos bancarios, edad y fecha de nacimiento, sexo, nacionalidad, etc.

Es decir, datos personales son todos aquellos con los que la empresa trabaja y que permiten identificar a una determinada persona.

¿Por qué cumplir con la LOPD?

  • Primero: Para garantizar que nuestro negocio se encuentra dentro de las exigencias legales. De lo contrario podrían verse afectadas nuestras relaciones comerciales futuras ya que cumplir con la ley genera confianza hacia nuestra marca y demuestra profesionalidad.
  • Segundo: Por seguridad. Hay que considerar el posible daño para la empresa si ocurre una pérdida de datos personales confidenciales. Esto puede ocurrir por fallos informáticos, incendios o inundaciones y puede llevarnos a incurrir en responsabilidades civiles, o sufrir un ataque de la competencia desleal.
  • Tercero: Evitar sanciones. Si no se cumple con esta Ley nos podemos enfrentar a importantes sanciones económicas, que repercutirán negativamente en la empresa. Si estamos dudando entre implantar o no el sistema que nos permita cumplir con la LOPD, debemos tener en cuenta que el coste de no implantarla puede ser realmente mucho mayor que si no lo hacemos.
Los trabajadores y colaboradores están protegidos por la LOPD

Los trabajadores y colaboradores están protegidos por la LOPD

Según la Ley 2/2011, de 4 de marzo, sobre la LOPD, artículo 45, la cual ha modificado la Ley Orgánica 15/1999 de Protección de Datos, los importes de las sanciones se han reducido y quedan de la siguiente manera:

  • Las infracciones leves serán sancionadas con multas de 900 a 40.000€.
  • Las infracciones graves serán sancionadas con multas de 40.001 a 300.000€.
  • Las infracciones muy graves serán sancionadas con multas de 300.001 a 600.000€.

Cuando el coste del cumplimento de nuestras obligaciones legales es realmente asumible para cualquier empresa ¿Merece la pena asumir el riesgo de soportar una multa de estas dimensiones?

Garantizar la protección y el buen tratamiento de los datos de carácter personal es una forma de transmitir nuestro respeto por las personas con las que nuestra empresa se relaciona.

Además de cumplir con la LOPD, claro está.